La Posada de Ziga: opiniones

97 opiniones

10 sobre 10

Basado en las 10 opiniones de los últimos 24 meses.

¿Conoces este alojamiento?

Deja tu opinión

Valoración por categorías

  • Limpieza
  • 9,9/10
  • Trato del propietario
  • 9,9/10
  • Entorno
  • 9,9/10
  • Equipamiento
  • 9,7/10
  • Relación calidad/precio
  • 9,9/10
  • Calidad del sueño
  • 9,9/10

Recomendado por

Ordenar por Valoración Fotos y Vídeos Fecha (la más reciente primero)

Fántástico   5 estrellas

He pasado las vacaciones de Semana Santa en la Posada de Ziga, tuvimos la  suerte de que habían cancelado una habitación, pues a pesar de la crisis no encontrábamos nada disponible en la zona. Somos tres amigas, dos fueron desde Barcelona y yo desde Ferrol (Coruña) después de un viaje en tren de casi 12 horas (como en 1900) llegamos a Ziga, y me encontré con la maravillosa sorpresa de la Posada  es una preciosidad y el pueblo me entusiasmó, toda la zona es preciosa, me quedé impresionada por la belleza de los pueblos y las mágnificas casas que tienen.

En la posada nos encontrabamos como en casa.  Belén y Carlos son encantadores y tienen unos hijos que son una delicia además de guapísimos. Las comidas que prepara Belén son magníficas, la porrusalda espectacular, verduras fantásticas y una cuajada de muerte. 

Y nos os podeis imagirnar que bizcocho hace para desayunar, cada día a ultima hora de la noche ya nos empezabamos a relamer de gusto  con el olor del bizcocho en el horno. 

Volveré

Fecha de estancia: 09/abr/2009

Im-Presionante   5 estrellas

Hemos estado tres días en Ziga y en esta su posada; aunque nosotros vivimos en una zona muy parecida, El Baztan te hace abrir la boca y Ziga es de lo mejor. Todo esto acompañado con una estancia en la casa de Belén, Carlos y los maravillosos Claudia y Markel es algo que merece  mucho la pena, casi obligatorio. Aparte de la verdadera casa rural de hace 300 años, su escalera, sus habitaciones, los salones, el comedor, el pueblo, la zona, todo... además está esta familia que intenta tratarte como un cliente  pero no puede y te trata como si fueras un primo o un amigo de toda la vida que ha ido a visitarles; Claudia y Markel parece que van a la ikastola con tu hijo/a y que se conocen de desde siempre. Miramos atrás con nostalgia, recordando esos pocos días que nos han dado para tanto; no podemos olvidar el holaaa de Markel, el egunon de Belén, el "pollo-aguila" de Carlos , ni el precioso euskera de Claudia, ni nada. Jo!! Que pesado soy. Posada de Ziga,ESKERRIK ASKO!! Sois IM-PRESIONANTES

Fecha de estancia: 09/abr/2009

Desde México   5 estrellas

Belén:
Te queremos agradecer por este medio tu hospitalidad y cariño recibido por ti y familia a la nuestra en los días que pasamos en tu preciosa Posada en ese rincón del paraíso.
No hay sobremesa en que Rosario recuerde tu menestra y yo la cuajada.
Nuestros hijos, Santiago las historias de Carlos de la Posada como cuartél así como la casa vecina del pelotari txapeldun "mexicano" y María José el cariño de tus hijos Claudia y Markel.
Recibe un fuerte abrazo de esta familia esperando poder volver pronto.
Los mejores deseos.
P.D. Te debo un buen tequila a cambio del exclente patxaran...
Pero tu me debes una zuritabeltxa...

Fecha de estancia: 25/jul/2008

Tan a gusto...   5 estrellas

Ziga es un pueblo preciosisimo que no aparece mencionado en la Guía del Trotamundos vete tú a saber por qué. Ya desde la carretera puedes ver que Ziga es un espacio por el que el tiempo pasa de puntillas y te dan ganas de que sea el lugar en el que está la posada. Cien metros más adelante verás el indicador en el que pone ZIGA y te pondrás contento. Allí, desde la ventana de tu habitación podrás observar que los prados se derraman por las laderas o se encaraman a los montes y que son infinitamente verdes y huelen de fábula. La posada hace honor al lugar en el que se encuentra y mucho más las personas que la habitan. Belén es una mujer con brío a la que le gusta lo que hace y que cocina estupendamente sopas de pescado y carnes excelentes. Carlos, Claudia y Markel la siguen con devoción y te hacen sentir feliz. Han construido un rincón cómodo y limpio en el que da gusto estar. Nosotros, incluso, nos llevamos las llaves. Por despiste, si, pero con ganas de volver, también.

Fecha de estancia: 06/abr/2009

Genial   5 estrellas

Somos una pareja joven que fuimos a pasar el puente de san Jose. la casa es auténtica y con mucha historia. Los dueños nos estuvieron contando todas las particularidades de la misma. El entorno es increible, en plean naturaleza y con muchas posibilidades.

El trato de los dueños ha sido lo mejor que nos llevamos así que esperamos repetir en cualquier ocasión.

Un beso a toda la familia!

Fecha de estancia: 19/mar/2009

PRECIOSO   5 estrellas

Nosotros estuvimos un fin de semana, el año pasado, y es un caserío precioso, enorme, y con mucha historia por detrás. Los dueños, son muy majos y muy manitas, que lo tienen todo cuidado casi al detalle. A nosotros, como nos gusta el montañerismo, aprovechamos muy bien los dos días para dar unos paseos por los pueblos de al lado y disfrutar del paisaje y del canto de los pájaros.


En cuanto a la comida, la dueña prepara unas comidas muy ricas, pero yo recomendaría probar el "baztanzopa", para cualquier persona que vaya a ziga.

Fecha de estancia: 11/abr/2008

Que voy a decirrr espectacular   5 estrellas

Que queries que os diga estuvimos en agosto del 2007 y nos hemos escapado estas fiestas del pilar una nochecita, por que el trato recibido es increible, la cocina de belen salvaje esos pimientitos ummm, por cierto los he preparado en casa pero creo que mejor ire a comerlos contigo, a los niños que sepas que me los comere un día, andrea los nombra mogollón desde que volvimos cada vez que se come una castaña nombra a markel, ja,ja,ja, que decir que sois una familia increible, todos, todos. Y como te dijeron una vez amenazamos con volver!!!!!

Fecha de estancia: 09/oct/2008

Una bonita experiencia   5 estrellas

Somos una pareja con una pequeñita de 2 años que estuvimos alojados 5 días este verano,en los cuales pudimos descubrir un vale espectacular(sin masifcaciones)en donde uno se puede relajar perdiendo el concepto del tiempo.
Una casa rural con grandes y luminosas habitaciones levadas por Belén y Carlos con esmero y cuidado,dándole un carácter humano a la Posada que consiguen que al llevar un rato ya te sientas como en casa.
Especial mención a la cocina casera de Belén y belleza del entorno.

Fecha de estancia: 23/ago/2008

Una buena experiencia   5 estrellas

La estancia en el agradable valle de Baztan ha sido 
fantástica, como tambien lo ha sido la cordialidad de Belén y Carlos. De la muy buena cocina de Belén destacamos la menestra, el pisto, los huevos fritos con patatas y chistorra. la cuajada y sus postres y no olvidemos mencionar la sidra, en fin todo. La casa es austera pero comfortable, las camas son muy comodas, los baños  modernos y el agua caliente y abundante y la de beber es buenísima.

Fecha de estancia: 16/ago/2008

Perfecto   5 estrellas

Una preciona y encantadora casa rural en toda regla. Una casa de pueblo hecha hogar de un fin de semana o unas vacaciones. Limpieza a tope, y todo muy bien cuidado.
Desayunos y cenas como en casa. Situada en un punto perfecto para hacer lo que se quiera, disfrutar de la montañana, de tu pareja, de la familia, de un mismo. Y cuando no se podía pedir mas, te encuentras con un trato personal inmejorable.
No nos extrañan las buenas opiniones.
¿No hay seis estrellas?
Muchas gracias.

Fecha de estancia: 27/ago/2008

61 a 70 de 93

Ver opiniones en otros idiomas: catalán (2), francés (2).

Casa rural (habitaciones)

La Posada de Ziga

  • Con licencia oficial
  • Casa Rural  - 
  • Nº oficial ucr00714

2 - 8 plazas  - 25€ / persona y noche (aprox.)

c/ Karrika Nagusia n.5 - 31796 Ziga

Ziga, Navarra (España)

Teléfonos (0034) 948 581 108 - 600 024 137
No olvides mencionar que has visto esta casa en


Contacta sin compromiso con La Posada de Ziga

Publicado en Toprural desde 03/nov/2006

dd/mm/aaaa

salida

dd/mm/aaaa

plazas

Los anteriores datos personales serán usados a efectos estadísticos y para invitarte a opinar.