Casas rurales en Cantabria Característica buscada: Jacuzzi

41 resultados
Precio pers/noche (aprox.):
Más caros  |  Más baratos
Nombre alojamiento:
(A-Z)  |  (Z-A)
Nombre población:
(A-Z)  |  (Z-A)
Número de vídeos:
Más vídeos  |  Menos vídeos
Valoración:
Mejor valorados
1 a 20 de 41

Disfruta del turismo rural en Cantabria

Cuando tenemos unos días de descanso o de vacaciones no sabemos por qué decidirnos, si es mejor montaña o costa, pero porqué no viajar a un destino que nos ofrezca las dos posibilidades como es el caso de la comunidad de Cantabria. Esta región se sitúa en la parte más septentrional de la península ibérica y limita por el norte con el mar Cantábrico.

Esta región tiene fabulosos paisajes que ofrecer a los turistas ya que el mar se funde con enormes acantilados cubiertos por un manto verde, una frondosa vegetación que perdura todo el año al tratarse de un territorio con una gran humedad, inviernos muy fríos y veranos templados que no superan los 20 grados de media.

Además, Cantabria es una de las Comunidades más verdes del territorio español pues es una privilegiada al albergar el Parque Nacional de los Picos de Europa y dispone de 6 parques nacionales que son el Oyambre, Collados del Asón, Saja-Besaya, Peña Cabarga, las Dunas de Liencres, y las Marismas de Joyel, Victoria y de Santoña.

De esta manera para conocer mejor cada uno de estos espacios os aconsejamos que lo hagáis a través de actividades deportivas como son el senderismo o las rutas a caballo y que en Cantabria encontraréis un sinfín de itinerarios que os conducirán hasta los lugares más recónditos. Para tener un mejor acceso tanto a estas actividades como a los parques naturales os aconsejamos que os hospedéis en un alojamiento igual de natural como son las casas rurales y que en toda la extensión geográfica de Cantabria podréis encontrar más de 300 casas rurales.

Estas casas rurales te harán sentir como en casa pues te ofrecen todo tipo de comodidades para que añores nada, además, ponen a tu disposición servicios que otros alojamientos no tienen como son los jacuzzis y que después de una jornada de intensas actividades por la montaña se agradece un baño en unas aguas tan relajantes.

Darte un estupendo baño acompañado de aromas que adormecen el cuerpo y liberan las toxinas, junto con una copa de vino o de champán mientras al fondo divisas los picos de las montañas y la inmensa vegetación. Un ambiente romántico que está alcance de todos ya que pasar una noche en una casa rural de estas características está por 20 euros el alquiler por persona, una estancia muy económica y con todo lujo de comodidades para pasar las vacaciones.