Mapa
Filtrar
Ordenar por

6 casas rurales en Lugo con Piscina

de 56 disponibles.

6 casas rurales en Lugo con Piscina

de 56 disponibles.
1 a 6 de 6

Disfruta del turismo rural en Lugo

Una de las cuatro provincias que forman la Comunidad Autónoma de Galicia es Lugo. Se sitúa al límite con el mar Cantábrico y también limita con La Coruña, Pontevedra, Ourense, el Principado de Asturias y la provincia de León. Gracias a su enclave privilegiado y a su rica geografía es uno de los destinos del norte de España que recibe muchos visitantes que buscan disfrutar del turismo rural.

Lugo forma parte de las Rías Altas y, además, cuenta con multitud de ríos que se entrecruzan por todo su territorio, como son el Río Miño, el Río Sil, el Río Landro o el Río Ouro, entre muchos otros. Esto no es todo, la provincia también tiene muchos espacios naturales protegidos y parques naturales. El parque natural más grande de toda Galicia es el Monumento Natural de Folgoso de Courel, también se puede visitar el Monumento Natural de la Ría de Foz, el Monumento Natural de Los Ancares o en Monumento Natural de la Ría de Ribadeo, entre muchas otras zonas. El conjunto de su tesoro natural se puede disfrutar a través de multitud de rutas de senderismo y cicloturismo que recorren su geografía. También se pueden realizar otro tipo de actividades deportivas en el entorno natural, conocidas como actividades multiaventura en las que se puede disfrutar de un paseo en kayak, barranquismo, rafting, espeleología, escalada, etc.

Otra buena alternativa para conocer de primera mano cómo es la cultura, la tradición, la gastronomía y la gente lucense es visitar algunos de sus pueblos con encanto. En ellos el visitante podrá descubrir parte del patrimonio artístico y cultural de la provincia e importantes conjuntos históricos. Os recomendamos visitar los siguientes pueblos: Mondoñedo, Ribadeo, Palas de Rei, Monforte de Lemos o Chantada.

En la mayoría de municipios de Lugo hay casas rurales con piscina donde los visitantes se pueden alojar. Estos son los mejores alojamientos porque cuentan con todos los servicios necesarios para que los huéspedes se sientan tan a gusto como en casa y disfruten de su estancia con todas las comodidades. Las casas rurales con piscina son perfectas si se visita Lugo en verano porque ofrecen a los huéspedes poder aprovechar las zonas exteriores de la casa, por ejemplo haciendo una barbacoa, disfrutando de una velada en la terraza, de un chapuzón refrescante en la piscina o de juegos con los niños. No cabe duda, de que las casas rurales con piscina son la mejor opción para alojarse en la provincia.

Publicidad