Casas rurales en Monfragüe

14 resultados
Precio pers/noche (aprox.):
Más caros  |  Más baratos
Nombre alojamiento:
(A-Z)  |  (Z-A)
Nombre población:
(A-Z)  |  (Z-A)
Número de vídeos:
Más vídeos  |  Menos vídeos
Valoración:
Mejor valorados
1 a 14 de 14

Escapada rural a Monfragüe

En el valle del Tajo, en el corazón de la provincia extremeña de Cáceres se localiza la comarca de Monfragüe, entre Trujillo, Plasencia y Navalmoral de la Mata. Esta región alberga el Parque Nacional de Monfragüe y un lugar donde más nidifican las aves rapaces.

Turismo rural en Monfragüe

Durante la escapada rural podrás realizar actividades típicas en esta comarca como son las rutas a caballo o de senderismo, ya que en Monfragüe hay una multitud de alternativas para descubrir los lugares más recónditos. Aprovecha estas excursiones y observa a tu alrededor podrás ser testigo de especies en peligro de extinción, como las aves que predominan en esta comarca, una de ellas es el Alimoche.

Otra alternativa es hacer una bonita ruta para conocer los pueblos que alberga el Parque de Monfrague. A través de ellos podrás conocer la cultura y las tradiciones del lugar y una gran parte del patrimonio natural del parque. Algunos de los municipios son: Deleitosa, Higuera de Albalat, Jaraicejo, Malpartida de Plasencia, Cañaveral, Casa de Millán, Casatejada o Casas de Miravete, entre muchas otras más.

Para llegar a Monfragüe desde Madrid se puede coger la carretera A-5, aproximadamente son unas 2 horas y media de camino, 239 kilómetros de distancia.

 Alquiler de casas rurales en Monfragüe

En la comarca de Monfragüe podréis alojaros en cualquiera de las más de 10 casas rurales que se extienden por todo su territorio geográfico compuesto por Cañaveral, Casas de Millán, Torrejón el Rubio, Serradilla, Pedroso de Acim, Mirabel, y Malpartida de Plasencia.

Aquí las casas rurales os harán sentir que estáis en un entorno rural no sólo por la estructura del exterior sino también por la decoración minuciosa que emplean en el interior para crear ambientes íntimos, relajados y donde se combina perfectamente el confort con la naturaleza. No extrañaras que estás fuera de casa puesto que en ellas tendrás acceso a todas las comodidades posibles que hacen de tus vacaciones la mejor experiencia turística posible.

Estas casas rurales ofertan un alojamiento de lujo tanto por los servicios como por el entorno en el que se encuentra, sin embargo el precio por el que te puedes hospedar en ellas indica todo lo contrario y es que por 20 euros la noche y por persona puedes pasar unos fantásticos días de descanso. Te sentirás como en casa ya que tienes toda la libertad de movimientos y no te molestarán los ruidos de otros huéspedes vecinos ya que son casas aisladas e independientes.

Con chimenea, piscina, jacuzzi, o barbacoa son algunos de las instalaciones opcionales y que según tus preferencias escoges o no. Sin embargo, todas ellas van equipadas con lo básico como es la televisión, Internet, agua caliente, aire acondicionado o calefacción, y cocina en la que el huésped puede cocinar sin tener la necesidad de salir al exterior a hacer las dietas, sólo hay que llevar la comida, aunque hay casas rurales que te dan la opción de media pensión o pensión completa pero el cocinar tú mismo te permite también economizar.